lunes, agosto 31, 2009

No entiendo, y entonces de que nos quejamos?

.
Un estudio del año 2008, hecho en 140 países, indica que el ciudadano argentino es una de las personas más felices de este planeta. Una herramienta sociológica, llamada la "Base de Datos Mundial de la Felicidad" fue diseñada por el sociólogo Ruut Veenhovenm (Universidad Erasmus de Rotterdam), el concepto de felicidad se define "por cuánto te gusta la vida que vivís. Es real y existe porque mucha gente está satisfecha con su vida como totalidad".

El "ranking de felicidad" indica que los primeros puestos lo tienen Islandia, Dinamarca, Colombia y Suiza (con ocho puntos o más sobre 10), mientras que argentina alcanza los 7,5 puntos, (puesto 13). Entre los peores ubicados están Angola, Chad, Irak Tanzania y Zimbawe.

Como diría mi abuela "Dónde está la gata Flora?".

Vía InfoBAE

Ya tienes tu blog?

.

domingo, agosto 30, 2009

Chusmerios tecnológicos

.
El Daily Finance en la edición del 28 de este mes cuenta acerca de la existencia de un posible plan de Microsoft para "hundir" o "herir" a Google. No se si será verdad, pero me entretuve un rato imaginando las perversidades tenológicas que cuentan.

Algunas reflexiones sobre el arte de la programación

.
1. Cualquier programa, sin importa cual sea, va a quedar obsoleto ni bien esté instalado.
2. Es mas sencillo cambiar las especificaciones para que se ajusten al programa que al revés.
3. Si un programa es útil, alguien va a hacer que le hagas cambios.
4. Si un programa es inútil, alguien va a hacer que lo documentes exhaustivamente.
5. Solo el 10% del código de todo programa llegará a ejecutarse en algún momento.
6. El programa crece siempre hasta consumir todos los recursos disponibles.
7. Cualquier programa no trivial, tiene mínimo, un error.
8. Las posibilidades de hacer el ridículo en una demostración pública de tu programa, son directamente proporcionales al número de gente viéndola, creciendo además excepcionalmente el riesgo cuanto mayor sea el dinero invertido en dicha aplicación.
9. Hasta que el programa no tenga al menos 6 meses de producción, no conocerás su error mas grave.
10. El trabajo requerido para corregir un error, aumenta excepcionalmente con el tiempo.
11. La complejidad de un programa crece hasta exceder la capacidad del programador que tiene que mantenerlo.
12. Dentro de cada pequeño programa hay un gran problema pujando por asomarse.
13. Cuanto antes empieces a trabajar en tu programa, mas tiempo te llevará.
14. Un proyecto mal planeado necesite hasta 3 veces mas tiempo de lo esperado para terminarlo. Uno cuidadosamente planificado solo lleva 2 veces mas de tiempo.
15. Incluir mas programadores en un proyecto atrasado, solo logrará retrasarlo mas.
16. Un programa nunca está menos de un 90% completo y mas de un 95%.
17. Si tu programa automatiza una porquería, solo conseguirás que sea una porquería automatizada.
18. Crea un programa que incluso un tonto pueda usar, y solo un tonto querrá usarlo.
19. Los usuarios no saben lo que quieren hasta que usan el programa.

Vía Taringa

martes, agosto 25, 2009

Versión alpha del servicio de información Wolfram

.
Wolfram ya es una realidad. Una versión alfa de este buscador puede ser probada por cualquier usuario de Internet.

Esta una nueva herramienta tiene por característica principal el ser capaz de interpretar preguntas simples, hechas por los usuarios. El equipo de desarrollo indica que el producto responde de forma correcta a preguntas como ¿Qué altura tiene el monte Everest? o "PI / r" o "(28 base 16) + (30 base 5)".

En mi primera sesión de prueba lo noto más parecido a Wiipedia que a cualquier otro servicio. Y debería ser así, dado que su creador lo denominó como un "motor de inteligencia computacional".

Aquí un ejemplo de respuesta de Wolfram, la pregunta fue "Lujan to Papeete".

lunes, agosto 24, 2009

Historias de Internet. Marina una rusa que quiere casarse

.
No es nueva la frase que dice "Internet da para todo", es verdad Internet es parte de la vida misma y por ende de la sociedad. Por ello, cosas que pasaron tradicionalmente en otros ámbitos o con otros medios ho tienen su nicho en la red.

En este caso comparto con Uds. una serie de enlaces a una historia, donde un muchacho (del blog A topa tolondro) recibe la carta clásica de una rusa casadera que le ofrece sus servicios de enamorada de por vida. El muchacho sigue la broma o el intento de timo contestándole y así se forma una historia risueña (por el uso del idioma ).

Primera parte: Marina

Segunda parte: Respuesta a Marina

Tercer parte: Contestó Marina (¿Y si Marina es José Julián?)

Cuarta parte: Respuesta a Marina II

Vía A topa tolondro de Ander Izaguirre

martes, agosto 18, 2009

Google Insights for Search

.
El gigante de la información, Google ha lanzado un servicio de minería de datos (con interfase en español) llamado Google Insights for Search. Con esta aplicación es posible conocer la demanda, en el tiempo, de las búsquedas de usuarios a nivel del planeta

Futuro congresista

.

En el baño de hombres
en la ruta
un chico de
7 u 8 años
salió de un retrete
y el hombre
que lo esperaba
(probablemente su
padre)
le preguntó,
"¿qué hiciste con la
revista de las carreras?
Te la di para que
la guardaras."
"no", dijo el chico,
"¡No la he visto! ¡No
la tengo!"

Se fueron y
entré al retrete
porque era el único
libre
y ahí
dentro del inodoro
estaba
la revista.

Jalé la cadena
pero
la revista
sólo se sumergió
suavemente
y no se fue.

Salí de
ahí y encontré
otro
retrete vacío.

Ese chico estaba listo
para la vida.
sin duda tendrá
mucho éxito,
el pequeño y mentiroso
bastardo.

Charles Bukowski

domingo, agosto 16, 2009

Fiat Mio: el primer automóvil con licencia Creative Commons

.
Fiat ha creado un sitio donde se dedicará a juntar aportes de usuarios de sus autos, con la finalidad de mejorar sus futuros productos. Según cuentan en el sitio la idea es desarrollar el primer automóvil con licencia Creative Commons, denominado Mio. Para ellos, Mio es una unión de ideas, es un proyecto participativo, donde Fiat va a reunir todas las ideas sobre el futuro de los coches para crear un inmenso bloque.


http://www.fiatmio.cc/

Nueva versión de Google Search?

.
La gente de Google ha habilitado, para prueba, una versión "mejorada" de su tradicional buscador (ver www2.sandbox.google.com). Se dice que da mayor importancia en la posición de salida a aquellos objetos de texto más recientes. Por otro lado sus creadores dicen que mejoran los tiempos de respuesta.

Vía Mashable

jueves, agosto 13, 2009

Adobe y un proyecto Open Source

.

Se comenta que Adobe ha anunciado un proyecto open source para desarrolladores. Se trata de Open Source Media Framework (OSMF), el cual posibilita construir de forma rápida y fácil reproductores de medios. El código fuente de OSMF y los componentes de software están disponibles de inmediato bajo Licencia Pública Mozilla en http://www.OpenSourceMediaFramework.com/.

Vía Adobe


Un cuento de terror

.
Horacio Quiroga es uno de nuestros más granes cuentistas, hasta acá no aporto nada nuevo. Quiroga supo abordar el género del terror, cosa que hizo muy bien, en este caso presento un cuento donde juega con este genero, se trata de "La gallina degollada".

Todo el día, sentados en el patio en un banco, estaban los cuatro hijos idiotas del matrimonio Mazzini-Ferraz. Tenían la lengua entre los labios, los ojos estúpidos y volvían la cabeza con la boca abierta.

El patio era de tierra, cerrado al oeste por un cerco de ladrillos. El banco quedaba paralelo a él, a cinco metros, y allí se mantenían inmóviles, fijos los ojos en los ladrillos. Como el sol se ocultaba tras el cerco, al declinar los idiotas tenían fiesta. La luz enceguecedora llamaba su atención al principio, poco a poco sus ojos se animaban; se reían al fin estrepitosamente, congestionados por la misma hilaridad ansiosa, mirando el sol con alegría bestial, como si fuera comida.

Otra veces, alineados en el banco, zumbaban horas enteras, imitando al tranvía eléctrico. Los ruidos fuertes sacudían asimismo su inercia, y corrían entonces, mordiéndose la lengua y mugiendo, alrededor del patio. Pero casi siempre estaban apagados en un sombrío letargo de idiotismo, y pasaban todo el día sentados en su banco, con las piernas colgantes y quietas, empapando de glutinosa saliva el pantalón.

El mayor tenía doce años, y el menor ocho. En todo su aspecto sucio y desvalido se notaba la falta absoluta de un poco de cuidado maternal.

Esos cuatro idiotas, sin embargo, habían sido un día el encanto de sus padres. A los tres meses de casados, Mazzini y Berta orientaron su estrecho amor de marido y mujer, y mujer y marido, hacia un porvenir mucho más vital: un hijo: ¿Qué mayor dicha para dos enamorados que esa honrada consagración de su cariño, libertado ya del vil egoísmo de un mutuo amor sin fin ninguno y, lo que es peor para el amor mismo, sin esperanzas posibles de renovación?

Así lo sintieron Mazzini y Berta, y cuando el hijo llegó, a los catorce meses de matrimonio, creyeron cumplida su felicidad. La criatura creció bella y radiante, hasta que tuvo año y medio. Pero en el vigésimo mes sacudiéronlo una noche convulsiones terribles, y a la mañana siguiente no conocía más a sus padres. El médico lo examinó con esa atención profesional que está visiblemente buscando las causas del mal en las enfermedades de los padres.

Después de algunos días los miembros paralizados recobraron el movimiento; pero la inteligencia, el alma, aun el instinto, se habían ido del todo; había quedado profundamente idiota, baboso, colgante, muerto para siempre sobre las rodillas de su madre.

—¡Hijo, mi hijo querido! —sollozaba ésta, sobre aquella espantosa ruina de su primogénito.

El padre, desolado, acompañó al médico afuera.

—A usted se le puede decir; creo que es un caso perdido. Podrá mejorar, educarse en todo lo que le permita su idiotismo, pero no más allá.

—¡Sí!... ¡Sí! —asentía Mazzini—. Pero dígame: ¿Usted cree que es herencia, que?...

—En cuanto a la herencia paterna, ya le dije lo que creía cuando vi a su hijo. Respecto a la madre, hay allí un pulmón que no sopla bien. No veo nada más, pero hay un soplo un poco rudo. Hágala examinar bien.

Con el alma destrozada de remordimiento, Mazzini redobló el amor a su hijo, el pequeño idiota que pagaba los excesos del abuelo. Tuvo asimismo que consolar, sostener sin tregua a Berta, herida en lo más profundo por aquel fracaso de su joven maternidad.

Como es natural, el matrimonio puso todo su amor en la esperanza de otro hijo. Nació éste, y su salud y limpidez de risa reencendieron el porvenir extinguido. Pero a los dieciocho meses las convulsiones del primogénito se repetían, y al día siguiente amanecía idiota.

Esta vez los padres cayeron en honda desesperación. ¡Luego su sangre, su amor estaban malditos! ¡Su amor, sobre todo! Veintiocho años él, veintidós ella, y toda su apasionada ternura no alcanzaba a crear un átomo de vida normal. Ya no pedían más belleza e inteligencia como en el primogénito; ¡pero un hijo, un hijo como todos!

Del nuevo desastre brotaron nuevas llamaradas del dolorido amor, un loco anhelo de redimir de una vez para siempre la santidad de su ternura. Sobrevinieron mellizos, y punto por punto repitióse el proceso de los dos mayores.

Mas, por encima de su inmensa amargura, quedaba a Mazzini y Berta gran compasión por sus cuatro hijos. Hubo que arrancar del limbo de la más honda animalidad, no ya sus almas, sino el instinto mismo abolido. No sabían deglutir, cambiar de sitio, ni aun sentarse. Aprendieron al fin a caminar, pero chocaban contra todo, por no darse cuenta de los obstáculos. Cuando los lavaban mugían hasta inyectarse de sangre el rostro. Animábanse sólo al comer, o cuando veían colores brillantes u oían truenos. Se reían entonces, echando afuera lengua y ríos de baba, radiantes de frenesí bestial. Tenían, en cambio, cierta facultad imitativa; pero no se pudo obtener nada más. Con los mellizos pareció haber concluido la aterradora descendencia. Pero pasados tres años desearon de nuevo ardientemente otro hijo, confiando en que el largo tiempo transcurrido hubiera aplacado a la fatalidad.

No satisfacían sus esperanzas. Y en ese ardiente anhelo que se exasperaba, en razón de su infructuosidad, se agriaron. Hasta ese momento cada cual había tomado sobre sí la parte que le correspondía en la miseria de sus hijos; pero la desesperanza de redención ante las cuatro bestias que habían nacido de ellos, echó afuera esa imperiosa necesidad de culpar a los otros, que es patrimonio específico de los corazones inferiores.

Iniciáronse con el cambio de pronombre: tus hijos. Y como a más del insulto había la insidia, la atmósfera se cargaba.

—Me parece —díjole una noche Mazzini, que acababa de entrar y se lavaba las manos—que podrías tener más limpios a los muchachos.

Berta continuó leyendo como si no hubiera oído.

—Es la primera vez —repuso al rato— que te veo inquietarte por el estado de tus hijos.

Mazzini volvió un poco la cara a ella con una sonrisa forzada:

—De nuestros hijos, ¿me parece?

—Bueno; de nuestros hijos. ¿Te gusta así? —alzó ella los ojos.

Esta vez Mazzini se expresó claramente:

—¿Creo que no vas a decir que yo tenga la culpa, no?

—¡Ah, no! —se sonrió Berta, muy pálida— ¡pero yo tampoco, supongo!... ¡No faltaba más!... —murmuró.

—¿Qué, no faltaba más?

—¡Que si alguien tiene la culpa, no soy yo, entiéndelo bien! Eso es lo que te quería decir.

Su marido la miró un momento, con brutal deseo de insultarla.

—¡Dejemos! —articuló, secándose por fin las manos.

—Como quieras; pero si quieres decir...

—¡Berta!

—¡Como quieras!

Este fue el primer choque y le sucedieron otros. Pero en las inevitables reconciliaciones, sus almas se unían con doble arrebato y locura por otro hijo.

Nació así una niña. Vivieron dos años con la angustia a flor de alma, esperando siempre otro desastre. Nada acaeció, sin embargo, y los padres pusieron en ella toda su complaciencia, que la pequeña llevaba a los más extremos límites del mimo y la mala crianza.

Si aún en los últimos tiempos Berta cuidaba siempre de sus hijos, al nacer Bertita olvidóse casi del todo de los otros. Su solo recuerdo la horrorizaba, como algo atroz que la hubieran obligado a cometer. A Mazzini, bien que en menor grado, pasábale lo mismo.

No por eso la paz había llegado a sus almas. La menor indisposición de su hija echaba ahora afuera, con el terror de perderla, los rencores de su descendencia podrida. Habían acumulado hiel sobrado tiempo para que el vaso no quedara distendido, y al menor contacto el veneno se vertía afuera. Desde el primer disgusto emponzoñado habíanse perdido el respeto; y si hay algo a que el hombre se siente arrastrado con cruel fruición, es, cuando ya se comenzó, a humillar del todo a una persona. Antes se contenían por la mutua falta de éxito; ahora que éste había llegado, cada cual, atribuyéndolo a sí mismo, sentía mayor la infamia de los cuatro engendros que el otro habíale forzado a crear.

Con estos sentimientos, no hubo ya para los cuatro hijos mayores afecto posible. La sirvienta los vestía, les daba de comer, los acostaba, con visible brutalidad. No los lavaban casi nunca. Pasaban casi todo el día sentados frente al cerco, abandonados de toda remota caricia.

De este modo Bertita cumplió cuatro años, y esa noche, resultado de las golosinas que era a los padres absolutamente imposible negarle, la criatura tuvo algún escalofrío y fiebre. Y el temor a verla morir o quedar idiota, tornó a reabrir la eterna llaga.

Hacía tres horas que no hablaban, y el motivo fue, como casi siempre, los fuertes pasos de Mazzini.

—¡Mi Dios! ¿No puedes caminar más despacio? ¿Cuántas veces?. . .

—Bueno, es que me olvido; ¡se acabó! No lo hago a propósito.

Ella se sonrió, desdeñosa: —¡No, no te creo tanto!

—Ni yo, jamás, te hubiera creído tanto a ti. . . ¡tisiquilla!

—¡Qué! ¿Qué dijiste?...

—¡Nada!

—¡Sí, te oí algo! Mira: ¡no sé lo que dijiste; pero te juro que prefiero cualquier cosa a tener un padre como el que has tenido tú!

Mazzini se puso pálido.

—¡Al fin! —murmuró con los dientes apretados—. ¡Al fin, víbora, has dicho lo que querías!

—¡Sí, víbora, sí! Pero yo he tenido padres sanos, ¿oyes?, ¡sanos! ¡Mi padre no ha muerto de delirio! ¡Yo hubiera tenido hijos como los de todo el mundo! ¡Esos son hijos tuyos, los cuatro tuyos!

Mazzini explotó a su vez.

—¡Víbora tísica! ¡eso es lo que te dije, lo que te quiero decir! ¡Pregúntale, pregúntale al médico quién tiene la mayor culpa de la meningitis de tus hijos: mi padre o tu pulmón picado, víbora!

Continuaron cada vez con mayor violencia, hasta que un gemido de Bertita selló instantáneamente sus bocas. A la una de la mañana la ligera indigestión había desaparecido, y como pasa fatalmente con todos los matrimonios jóvenes que se han amado intensamente una vez siquiera, la reconciliación llegó, tanto más efusiva cuanto hirientes fueran los agravios.

Amaneció un espléndido día, y mientras Berta se levantaba escupió sangre. Las emociones y mala noche pasada tenían, sin duda, gran culpa. Mazzini la retuvo abrazada largo rato, y ella lloró desesperadamente, pero sin que ninguno se atreviera a decir una palabra.

A las diez decidieron salir, después de almorzar. Como apenas tenían tiempo, ordenaron a la sirvienta que matara una gallina.

El día radiante había arrancado a los idiotas de su banco. De modo que mientras la sirvienta degollaba en la cocina al animal, desangrándolo con parsimonia (Berta había aprendido de su madre este buen modo de conservar frescura a la carne), creyó sentir algo como respiración tras ella. Volvióse, y vio a los cuatro idiotas, con los hombros pegados uno a otro, mirando estupefactos la operación... Rojo... rojo...

—¡Señora! Los niños están aquí, en la cocina.

Berta llegó; no quería que jamás pisaran allí. ¡Y ni aun en esas horas de pleno perdón, olvido y felicidad reconquistada, podía evitarse esa horrible visión! Porque, naturalmente, cuando más intensos eran los raptos de amor a su marido e hija, más irritado era su humor con los monstruos.

—¡Que salgan, María! ¡Échelos! ¡Échelos, le digo!

Las cuatro pobres bestias, sacudidas, brutalmente empujadas, fueron a dar a su banco.

Después de almorzar, salieron todos. La sirvienta fue a Buenos Aires, y el matrimonio a pasear por las quintas. Al bajar el sol volvieron;, pero Berta quiso saludar un momento a sus vecinas de enfrente. Su hija escapóse enseguida a casa.

Entretanto los idiotas no se habían movido en todo el día de su banco. El sol había traspuesto ya el cerco, comenzaba a hundirse, y ellos continuaban mirando los ladrillos, más inertes que nunca.

De pronto, algo se interpuso entre su mirada y el cerco. Su hermana, cansada de cinco horas paternales, quería observar por su cuenta. Detenida al pie del cerco, miraba pensativa la cresta. Quería trepar, eso no ofrecía duda. Al fin decidióse por una silla desfondada, pero faltaba aún. Recurrió entonces a un cajón de kerosene, y su instinto topográfico hízole colocar vertical el mueble, con lo cual triunfó.

Los cuatro idiotas, la mirada indiferente, vieron cómo su hermana lograba pacientemente dominar el equilibrio , y cómo en puntas de pie apoyaba la garganta sobre la cresta del cerco, entre sus manos tirantes. Viéronla mirar a todos lados, y buscar apoyo con el pie para alzarse más.

Pero la mirada de los idiotas se había animado; una misma luz insistente estaba fija en sus pupilas. No apartaban los ojos de su hermana, mientras creciente sensación de gula bestial iba cambiando cada línea de sus rostros. Lentamente avanzaron hacia el cerco. La pequeña, que habiendo logrado calzar el pie, iba ya a montar a horcajadas y a caerse del otro lado, seguramente, sintióse cogida de la pierna. Debajo de ella, los ocho ojos clavados en los suyos le dieron miedo.

—¡Soltáme! ¡Déjame! —gritó sacudiendo la pierna. Pero fue atraída.

—¡Mamá! ¡Ay, mamá! ¡Mamá, papá! —lloró imperiosamente. Trató aún de sujetarse del borde, pero sintióse arrancada y cayó.

—Mamá, ¡ay! Ma. . . —No pudo gritar más. Uno de ellos le apretó el cuello, apartando los bucles como si fueran plumas, y los otros la arrastraron de una sola pierna hasta la cocina, donde esa mañana se había desangrado a la gallina, bien sujeta, arrancándole la vida segundo por segundo.

Mazzini, en la casa de enfrente, creyó oír la voz de su hija.

—Me parece que te llama—le dijo a Berta.

Prestaron oído, inquietos, pero no oyeron más. Con todo, un momento después se despidieron, y mientras Bertita a dejar su sombrero, Mazzini avanzó en el patio.

—¡Bertita!

Nadie respondió.

—¡Bertita! —alzó más la voz, ya alterada.

Y el silencio fue tan fúnebre para su corazón siempre aterrado, que la espalda se le heló de horrible presentimiento.

—¡Mi hija, mi hija! —corrió ya desesperado hacia el fondo. Pero al pasar frente a la cocina vio en el piso un mar de sangre. Empujó violentamente la puerta entornada, y lanzó un grito de horror.

Berta, que ya se había lanzado corriendo a su vez al oír el angustioso llamado del padre, oyó el grito y respondió con otro. Pero al precipitarse en la cocina, Mazzini, lívido como la muerte, se interpuso, conteniéndola:

—¡No entres! ¡No entres!

Berta alcanzó a ver el piso inundado de sangre. Sólo pudo echar sus brazos sobre la cabeza y hundirse a lo largo de él con un ronco suspiro.


miércoles, agosto 12, 2009

NMap 5

.
Una ueva versión de la poderosa herramienta de seguridad "nmap" ha sido lanzada a los usuarios. Las cinco principales mejoras han sido las siguientes:

1) The new Ncat tool aims to be your Swiss Army Knife for data transfer, redirection, and debugging. We released a whole users' guide (http://nmap.org/ncat/guide/index.html) detailing security testing and network administration tasks it made easy with Ncat.

2) The addition of the Ndiff scan comparison tool completes Nmap's growth into a whole suite of applications which work together to serve network administrators and security practitioners. Ndiff makes it easy to automatically scan your network daily and report on any changes (systems coming up or going down or changes to the software services they are running). The other two tools now packaged with Nmap itself are Ncat and the much improved Zenmap GUI and results viewer.

3) Nmap performance has improved dramatically. We spent last summer scanning much of the Internet and merging that data with internal enterprise scan logs to determine the most commonly open ports. This allows Nmap to scan fewer ports by default while finding more open ports. We also added a fixed-rate scan engine so you can bypass Nmap's congestion control algorithms and scan at exactly the rate (packets per second) you specify.

4) We released Nmap Network Scanning, the official Nmap guide to network discovery and security scanning. From explaining port scanning basics for novices to detailing low-level packet crafting methods used by advanced hackers, this book suits all levels of security and networking professionals. A 42-page reference guide documents every Nmap feature and option, while the rest of the book demonstrates how to apply those features to quickly solve real-world tasks. More than half the book is available in the free online edition at http://nmap.org/book/toc.html.

5) The Nmap Scripting Engine (NSE) is one of Nmap's most powerful and flexible features. It allows users to write (and share) simple scripts to automate a wide variety of networking tasks. Those scripts are then executed in parallel with the speed and efficiency you expect from Nmap. All existing scripts have been improved, and 32 new ones added. New scripts include a whole bunch of MSRPC/NetBIOS attacks, queries, and vulnerability probes; open proxy detection; whois and AS number lookup queries; brute force attack scripts against the SNMP and POP3 protocols; and many more. All NSE scripts and modules are described in the new NSE documentation portal.

Más información aquí

martes, agosto 11, 2009

Nueva versión del libro "Implementación de Servidores con GNU/Linux"

.
Hace unos días atrás ha aparecido una nueva versión gratuita del libro "Implementación de Servidores con GNU/Linux" el cual es un clásico en el ambiente de las redes. La edición posee cerca de 600 páginas que integran 10 años de experiencias y trabajo de investigación .

Descargar el libro de la web "Alcance Libre"


lunes, agosto 10, 2009

La universidad pública que está más allá de la cosmética local

.
Recién, leyendo Página 12 me entero de un significativo logro en el avance de la lucha contra el cancer. El componente local está dado por que es un grupo de investigación de la Universidad Pública Argentina, liderado por el Dr. Rabinovich, logró aislar el proceso de tres proteínas que funcionan en enfermedades autoinmunes, infecciones y cáncer.

Moraleja: Aún quedan espacios donde la cosmética y la mediocridad de todos los días no penetra o fue expulsada (prefiero lo último). Cada uno sabrá de que lado está.

Libro gratis "Data Warehouse"

.

Presento un libro  escrito  por el Ing. Dario Bernabeu que trata sobre asepctos teóricos y prácticos de Data Warehouse, se distribuye bajo licencia GNU.

Acceder al material

jueves, agosto 06, 2009

off topic: A 64 años de un acto terrorista "Hiroshima"

.
Solo puedo recordar la bestialidad humana con la sinceridad y la claridad de un poeta, en este caso Vinicius de Moraes y su poema "La rosa de Hiroshima".


Piensen en la criaturas
Mudas telepáticas
piensen en las niñas
Ciegas inexactas
Piensen en las mujeres
Rotas alteradas
Piensen en las heridas
Como rosas cálidas
Pero oh no se olviden
De la rosa de la rosa
De la rosa de Hiroshima
La rosa hereditaria
La rosa radioactiva
Estúpida e inválida
La rosa con cirrosis
La antirosa atómica
Sin color sin perfume
Sin rosa sin nada.

Wikimania BA 2009

.
Está abierta la inscripción para Wikimanía 2009 en Buenos Aires

La Conferencia Anual de los Proyectos de la Fundación Wikimedia tendrá lugar entre los días 26 y 28 de Agosto de 2009 en el Centro Cultural General San Martín, de la Ciudad de Buenos Aires, Argentina y contará con la presencia de Richard Stallman, el padre del movimiento global de Software Libre y Jimmy Wales, el fundador de Wikipedia, entre otras personalidades de la cultura libre.

El formulario de registro para participantes está disponible en línea en http://wikimania2009.wikimedia.org/wiki/Portal

Esta conferencia será la quinta edición de Wikimanía, un evento global e itinerante, que ya se realizó anteriormente en Frankfurt (Alemania), Boston (EEUU), Taipei (Taiwan) y Alejandría (Egipto). Por primera vez, Wikimanía será bilingüe inglés / español y será la primera ocasión en que se realice en un país de habla hispana. En el año 2010, la 6ta. Edición de Wikimanía se realizará en Gdansk, Polonia.

Este es un evento trascendental para el mundo de la cultura libre y la construcción colaborativa de conocimiento, ya que es la reunión que sirve de encuentro presencial a las comunidades globales que construyen día a día proyectos como Wikipedia, Wikimedia Commons, Wikilibros, Wikcionario, entre otros. Desde el día 25 de Agosto funcionará además el hacklab y se realizarán hacking days destinados a trabajar en la mejora de las herramientas básicas de los proyectos, en particular el software MediaWiki.

Algunos de los ejes temáticos de este encuentro son:

  • * Comunidades de Wikimedia, resolución de conflictos, dinámica, reputación, identidad, multilingüismo, lenguas y cultura.
  • * Conocimiento libre, acceso abierto a información, formas de construir y distribuir conocimiento libre, proyectos de Wikimedia para educación, periodismo, investigación y formas de mejorar la calidad y usabilidad del conocimiento libre.
  • * Desafios latinoamericanos, expansión de los proyectos en el continente, promoción de los idiomas nativos de la región, problemas específicos de las comunidades de habla hispana y portuguesa.
  • * Infraestructura técnica, incluyendo asuntos relacionados a extensiones y desarrollo de MediaWiki, infraestructura e ideas para el desarrollo.

La coordinación general de la conferencia está a cargo del capítulo argentino de la Fundación Wikimedia, Wikimedia Argentina, con el apoyo del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. Se contará asimismo con la colaboración de voluntarios locales y organizaciones de la cultura libre de Argentina como Fundación Vía Libre, FM La Tribu, Buenos Aires Libre, y CaFeLUG, el Grupo de Usuarios de Software Libre de Capital Federal.

Más información en http://wikimania2009.wikimedia.org/wiki/Portal
O a través de correo@wikimedia.org.ar


¡Viva Wikimanía! ¡Buenos Aires los espera!



Vía Lista Universidad Libre

martes, agosto 04, 2009

Charlas técnicas CAFELUG

.
El próximo Sábado 1 de Agosto el CaFeLUG (Grupo de Usuarios deSoftware Libre de Capital Federal) llevará a cabo su primer Charla Técnica Trimestral (CTT) del corriente año. El evento es de entrada libre y gratuita y se desarrollará en el auditorio de la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Palermo, ubicada en la calle MarioBravo 1050 de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

El cronograma para el día del evento es el siguiente:

Antispam con Postfix (Efraim Wainerman alias el pollo de Luján). 9:00 a 11:00
ZFS (Fernando Gleiser). 11:00 a 13:00

Break. 13:00 a 13:45

OpenStorage y Crossbow (Hernan Saltiel). 13:45 a 15:45
PostgreSQL (Emanuel Calvo Franco). 15:45 a 17:30



Las charlas técnicas trimestralmente (CTT) son eventos trimestrales que tienen un fuerte contenido técnico y son charlas largas (hora y media de duración promedio). El objetivo de las charlas es que los asistentes puedan aprender a realizar alguna solución con Software
Libre, escuchando de algún técnico como llevarlas a cabo.

domingo, agosto 02, 2009

Ranking web de universidades del mundo

.
Isidro Aguillo del laboratorio Cybermetrics informa que ha salido la edición julio 2009 del ranking de universidades del mundo. En lo que respecta a latinoamérica el ranking es el siguiente:

Para reflexionar en un domingo "Responsables"

.
Hoy domingo, escuchando a Quique Pesoa en El Desconcierto me sentí identificado con un breve texto de un periodista de Firmat. Se trata de de Mariano Carreras y su reflexión titulada "Responsables".

Durante mucho tiempo estuve en desacuerdo con el planteo que suelen hacer diferentes autoridades de turno al decir que tal o cual problema del país, la provincia o la ciudad “es responsabilidad de todos”. Cuando la responsabilidad es de todos, termina siendo de nadie.

Es cierto que el Presidente, el Gobernador y el Intendente (conjuntamente con los legisladores de distintos niveles) son responsables de muchos de los problemas que sucedieron, suceden y sucederán.

Si hay mortalidad infantil, trata de personas, ancianos olvidados, hospitales sin médicos y personas con hambre, algo tienen que ver. Que se tomen medidas beneficiosas para la mayoría es responsabilidad de las autoridades de turno. Eso es indiscutible. Si hay desaciertos o errores, ellos son responsables.

Sin embargo, esta situación no pone al resto de la sociedad en el lugar de víctima o inocente. Cada uno, desde su lugar, también es parte de lo que sucede día a día en el país, la provincia y la ciudad.

Hay responsabilidades compartidas. Si sos un hombre o una mujer que odia la corrupción en el gobierno, no deberías estar, a cada instante, viendo cómo haces para evadir algún impuesto o intentando sacarle alguna ventajita a otra persona.

Si sos un hombre o una mujer que pide leyes más justas, no deberías intentar sobornar al policía o al inspector que hace correctamente su trabajo.

Si sos un hombre o una mujer que odia ciertos gestos de soberbia de la Presidenta de la Nación (o de cualquier otro gobernante), deberías dejar de pensar que toda aquella persona que piensa distinto a vos es un bobo o un gil que no entiende nada.

Si sos un hombre o una mujer que exige que las autoridades (nacionales, provinciales y locales) resuelvan rápido y bien tus problemas, lo mismo deberías hacer en tu trabajo, tu barrio y tu hogar.

Si sos un hombre o una mujer que piensa que los políticos solo buscan dinero y poder, deberías dejar de votar con el bolsillo y hacerlo con memoria, razón e involucrarte.

Si sos un hombre o una mujer que pide medidas sanitarias que eviten el contagio de Gripe A, VIH (Sida) o Dengue, deberías atender a las recomendaciones de los profesionales de la salud y dejar de creer que vos y tu gente nunca se van a enfermar.

Si sos un hombre o una mujer que piensa que todos tus problemas son por culpa de los demás, deberías empezar a pensar que, por acción o por omisión, también sos responsable.

Deberías pensarlo.

Mariano Carreras